Espacio Legal - Despacho de abogados

El TJUE  sentencia que las cláusulas suelo renegociadas pueden ser anuladas

El Tribunal de Justicia Europeo acaba de anular los acuerdos sobre las cláusulas suelo en los que el consumidor renuncia a acciones judiciales basadas en los derechos que le reconoce la Directiva 93/13. La Corte Europea ha dictaminado que las cláusulas suelo renegociadas de hipotecas pueden ser examinadas por un juez y declaradas abusivas, siendo ilegal que los bancos obliguen a los clientes a no emprender acciones legales tras la renovación del contrato.

Esta sentencia deriva de la cuestión prejudicial elevada por un juzgado de primera instancia de Teruel, sobre un asunto que enfrentaba a una consumidora con la entidad bancaria Ibercaja, sobre una cláusula abusiva de un contrato de subrogación de una hipoteca. La consumidora y la entidad firmaron un contrato de novación en el que se establecía que el tipo de interés variable no podía ser inferior al 2,35 %, frente a un 3,25% que se había establecido con anterioridad. Ambas partes renunciaron en aquel momento a emprender acciones legales o a recurrir las cláusulas del contrato. Aunque posteriormente, al pronunciarse el TJUE declarando nula la clausula suelo y obligando a los bancos españoles a devolver todo lo cobrado de más, la consumidora acudió a la justicia para declarar nula la cláusula de su hipoteca y la restitución de las cantidades. Fue cuando Ibercaja rechazó que la cláusula fuera nula alegando que la cliente había sido informada antes de firmar.

El Tribunal de Luxemburgo sí que ha admitido que se pueda renegociar una clausula abusiva siempre y cuando proceda de un consentimiento libre e informado. Y que si esta no ha sido renegociada individualmente, puede ser declarada abusiva.

Sin embargo la Corte Europea añade que un cliente firme de su puño y letra que comprende la clausula suelo, no permite por sí sólo, que la hipoteca haya sido renegociada individualmente. Y que la renovación del contrato, podría constituir un indicio de que la consumidora no pudo influir en su contenido.

Para evitar abusos por parte de los bancos y entidades financieras, la información del contrato debe ser clara y renunciar a emprender acciones legales contra la entidad, también podría ser considerado abusivo, si el consumidor no ha podido disponer de la información pertinente que le ha permitido comprender las consecuencias jurídicas que se deriven para él de dicha clausula. Ya que admitir la posibilidad de que el consumidor renuncie previamente a los derechos que le ofrece el sistema de protección puede ser contrario a la normativa legal y pondría en peligro la eficacia del sistema.

 Así pues afirma Marcelino Tamargo de  Espacio Legal , despacho de abogados expertos en derecho bancario:  las cláusulas hipotecarias por las que un consumidor renuncia a recurrir a la justicia pueden ser declaradas abusivas, y por tanto, nulas, si el banco no le ha facilitado suficiente información en el momento de firmar aquel contrato. La sentencia dictado por el Tribunal de Justicia de la UE hoy, establece que en un contrato de novación , un consumidor puede renunciar a emprender acciones legales para establecer el carácter abusivo de una cláusula, pero sólo en el caso de que la renuncia proceda de un consentimiento libre y debidamente informado y si ha sido renegociada de forma individual. El consumidor debe ser consciente de las consecuencias que supone aceptar no emprender acciones judiciales posteriores. Se abre por tanto la vía para recurrir a unos 15.000 clientes de Ibercaja, que firmaron documentos exactamente iguales, al del procedimiento, pero también podría afectar a entre 100.000 y 400.000 clientes de otras entidades financieras.

Espacio Legal - Despacho de abogados